martes, 17 de febrero de 2009

EL NIÑO PERDIDO

Había una vez un niño muy travieso que quería explorar el bosque. Un día fue al bosque y se perdió. Vio una caseta y toco´ la puerta, se asomo´ una anciana que le preguntó si se había perdido. El niño respondió que si podía quedarse hasta mañana. A la anciana le hizo mucha gracia. Al día siguiente, el niño se fue a su casa y le dijo a la madre que nunca más lo volvería a hacer y su madre le dio un beso.
Realizado por NOELIA de 10 años.

2 comentarios:

  1. Hola Noelia, te estás esforzando mucho y me alegro. Ánimo campeona.

    ResponderEliminar
  2. Hola Noelia, espero que escribas otro cuentito. Un besote

    ResponderEliminar